Blog

Nuestras últimas noticias
regeneración ósea

Implantes dentales y regeneración ósea

Los implantes dentales tienen el propósito de cubrir las necesidades estéticas y funcionales, no obstante, se debe poseer un hueso con calidad y cantidad suficiente que soporte la raíz de titanio del implante dental osteointegrado. Como tratamiento se considera actualmente la regeneración ósea, ya que tienen como finalidad primordial regenerar el hueso para crear un lecho de posicionamiento de los implantes.

Implantes dentales y regeneración ósea

¿Por qué la falta de hueso provoca dificultades en los implantes dentales?

Por qué a la hora de realizar la ciruja e introducir los implantes al hueso, el médico especializado no cuenta con la cantidad y calidad ósea suficiente como para colocarlos de manera correcta.

Por esta razón, al observar que el paciente no presenta la cantidad de huesos necesarios para cubrir los implantes dentales, se le practica una regeneración ósea, resolviendo así el problema de falta de hueso.

¿Cuál es la solución para la falta de hueso?

El procedimiento más destacado es la regeneración ósea, el cual se basa en la regeneración tisular, injertos óseos, la utilización de membranas e inclusión de plasma rico en factores de crecimiento, con la ayuda de las técnicas de barrera o sostén.

Las membranas que se manejan pueden ser re-absorbibles o no re-absorbibles:

  1. Las reabsorbibles son colágeno, tejido bovino, etc. Estas van a ser excretadas por el organismo sin necesidad de practicar una nueva cirugía.
  2. Las no reabsorbibles pueden ser las de teflón, mallas de titanio, Gore-tex, etc. Cuyas membranas deben ser extraídas mediante una nueva cirugía. Son más resistentes y crean una zona libre de presiones.

El método de regeneración ósea se aplica cuando el implante dental a colocar no llega a ser cubierto por el hueso o para reparar defectos pequeños en dichos huesos existentes.

¿Cuál es el propósito de la regeneración ósea y cuando debe practicarse?

La regeneración ósea se practica por medio de diversos tipos, pero en general poseen el mismo propósito de aportar grosor y longitud necesaria al hueso maxilofacial, para que en él se asiente correctamente un implante dental.

La regeneración ósea se practica en pacientes que hayan sufrido una disminución significativa de la cantidad de hueso aprovechable, por lo tanto, entorpece la ocupación de un implante dental.

Métodos de regeneración ósea

Según las necesidades de cada paciente que se van a someter a la instalación de implantes dentales, se proporcionará el método de regeneración ósea conveniente. A continuación te señalaremos los principales y más efectivos:

  1. Injerto óseo: Intervención que consiste en situar pequeñas piezas de hueso sobre la superficie ósea.
  2. Plasma rico en factores: Se emplea para rellenar cavidades óseas que necesitan regeneración para aumentar el crecimiento del hueso de manera natural, aportándole la base necesaria para la ejecución del implante dental.
  3. Elevación del seno maxilar: Técnica que actualmente se ejecuta, dado que conlleva a resultados excelentes con tan solo realizar una pequeña intervención quirúrgica.
  4. Regeneración ósea guiada: Tratamiento que consiste en combinar una serie de elementos que crean condiciones ideales para favorecer la regeneración ósea que se necesite.
Implantes dentales y regeneración ósea
5 (100%) 1 vote

Leave a Reply

¡Escríbenos por Whatsapp!